Uno de cada 4 de la ‘generación Afore’ obtendrá una pensión, afirma Coparmex

1

Ciudad de México – El Universal

Hace falta en el país realizar una reforma de pensiones que tenga como centro al trabajador porque bajo las reglas actuales sólo uno de cada cuatro de la “generación Afore” obtendrá pensión, dijo el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Gustavo de Hoyos.

Explicó que alarma que no todos recibirán pensión y en caso de tenerla no es seguro que el dinero que se les dé sea suficiente para tener una vejez digna.

En los últimos años hubo varias reformas de pensiones que se hicieron con la finalidad de salvar el presupuesto, pero no tuvieron como centro al trabajador.

Se estima que sólo el 25% de los trabajadores que cotizaron a partir de 1997, lo que le conocen como la “generación Afore”, se pensionarán, “es decir, apenas el 4% de la población mexicana; sin duda son cifras alarmantes y más aún si consideramos que el dinero que reciben los pensionados no es suficiente”.

La reforma que se requiere en México es aquella que garantice acceso al sistema de pensiones a todos los mexicanos, donde se incluyan a los que ahora están fuera del beneficio.

Además requiere garantizar el ingreso suficiente para los adultos mayores a fin de que cubran sus necesidades básicas y tengan un retiro digno.

En los cambios debe considerar una asignación de recursos suficientes para cumplir con las obligaciones de pensiones y no ofrecer promesas sin sustento económico o financiero.

Y, por último, deben garantizar una vejez digna a todos los pensionados, dijo el presidente de Coparmex.

“En la historia reciente del país, se han implementado tres reformas pensionarias; sin embargo, en todas ellas el trabajador ha sido ignorado porque se han hecho para salvar el presupuesto; es decir, sólo se han realizado cambios para que le alcance al gobierno, sin considerar un punto indispensable que es que le alcance al trabajador”, expuso.

En su mensaje semanal, Coparmex expuso que el monto que recibe una persona de pensión como porcentaje del último sueldo que tuvo es de entre 20% y 30%.

La tasa de reemplazo es de las más bajas entre los países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE).

Ello refleja varias cosas, entre ellas el que hay un bajo nivel de ahorro para el retiro por parte de los mexicanos, porque la tasa de aportaciones es de 6.5% del salario, mientras que el estándar mundial es del doble o triple.

El otro problema es que hay una gran cantidad de trabajadores informales que no cotizan en el Seguro Social y ello les impide que al final de su vida laboral accedan a una pensión.

Recordó que actualmente el sistema pide mil 250 semanas de cotización a los trabajadores, lo que equivale a 25 años de trabajo, por lo que para las personas que trabajan en la informalidad será difícil alcanzar pensión.

Comenta

Suscríbete a nuestro boletín